Colaboradores en el blog

Métodos para determinar la cuantía del stake

@Ragacar nos ayuda a conocer los métodos para determinar la cuantía del stake en la comunidad BetDecision., como complemento a sus artículos de gestión de bank y stake.

Métodos para determinar la cuantía del stake

Como complemento a los anteriores posts, es interesante ver otros métodos para para determinar la cuantía del stake. Esto es, para decidir la cantidad a jugar en cada apuesta. Son métodos puramente numéricos y, por lo tanto, totalmente objetivos. Veremos si además de ser objetivos son positivos.

1º) Criterio de Kelly.

El primero de los métodos para determinar la cuantía del stake es muy mítico. Determina el porcentaje de bank que hay que apostar. Veamos su fórmula:

%Bank= (((Cuota X Probabilidad estimada)-1) / (Cuota-1)) X 100

Cuota es la que da la casa de apuestas.

Probabilidad estimada es la probabilidad que yo creo que hay de que ocurra eso a lo que voy a apostar.

Como siempre, un ejemplo:

Se paga la victoria del At. Madrid en casa ante el Valencia a 1,9. Le damos una probabilidad al Atleti del 60%. El criterio de Kelly se calcularía así:

%Bank=(((1,9X0,6)-1) / (1,9-1)) X 100=((1,14-1)/0,9) X 100 = (0,14/0,9) X 100 =

= 0,1555 X 100= 15,55%

Esto quiere decir que deberíamos apostar el 15,55% de nuestro bank a la victoria del At. Madrid.

Bien, el Criterio de Kelly presenta dos problemas en mi opinión:

  1. La probabilidad es subjetiva totalmente, y una pequeña variación puede variar mucho el resultado. En el caso anterior, entre poner el 60% y poner el

65%, hay una diferencia de apuesta que va del 15,55% al 26,11%.

  1. La cantidad a apostar es muy grande. Aquí ya hemos visto que hablamos de un 15%, un 26%....y veníamos hablando de apostar cantidades entre el 0,5 y el 1,5%.......

Visto todo esto, no recomendaría utilizar el Criterio de Kelly para determinar la cantidad a apostar. Si puede ser interesante para tomarlo como referencia, sobre todo si se quiere variar la cantidad a apostar en función de la cuota.

 

2º) Martingala.

Segundo de los métodos para determinar la cuantía del stake. Muy famoso en los casinos para jugar a rojo/negro. Consiste en ir doblando la apuesta cada vez que fallamos y volver a la apuesta inicial si acertamos. Es necesario que apostemos a cuotas 2 o mayores. Funcionaria así:

Apuesta 1: 1 euro. Fallamos

Apuesta 2: 2 euros. Fallamos

Apuesta 3: 4 euros. Fallamos.

Apuesta 4: 8 euros. Acertamos. A cuota 2 cobraríamos 16 euros, beneficio 8. Como en las anteriores apuestas hemos perdido 1+2+4, es decir, 7, ganaríamos 1 euro.

Apuesta 5: 1 euro………y así seguiríamos.

Este sistema es catastrófico. Da una falsa sensación de control y en realidad lo ponemos todo en manos del azar. Ante una mala racha podemos destruir todo nuestro bank. Veámoslo:

Apuesta 1. 1% del bank. Fallamos

Apuesta 2. 2% del bank. Fallamos. Total perdido: 3%

Apuesta 3. 4% del bank. Fallamos. Total perdido: 7%

Apuesta 4. 8% del bank. Fallamos. Total perdido: 15%

Apuesta 5. 16% del bank. Fallamos. Total perdido: 31%

Apuesta 6. 32% del bank. Fallamos. Total perdido: 63%

Apuesta 7. 64% del bank. NO TENEMOS FONDOS

Se ve claro, no? No es que sea fácil fallar 6 apuestas seguidas, pero imposible precisamente  no es, verdad? Además, no hay más que pensar que si la martingala funcionase, el mundo estaría lleno de millonarios gracias a la ruleta. A que ninguno de los que leéis esto conocéis a nadie que lo sea?

3º) Fibbonacci, D´alembert, anti Martingala

etc., etc., etc., son sistemas similares a la Martingala, basados, bien en una serie de números, bien en el resultado de la apuesta anterior. Al igual que la Martingala dan una falsa sensación de control pero en realidad suponen un riesgo brutal para nuestro bank, como ya hemos visto con ella.

Como resumen solo puedo aconsejar sentido común. La cantidad a apostar debe depender de nuestra opinión, que será acertada o no, pero no puede depender nunca del resultado de la apuesta anterior, acertar una apuesta no implica fallar, o acertar, la siguiente, y desde luego no podemos poner nuestro dinero en manos de una serie de números formulada por un matemático hace 100, 200 o 300 años. O de los números que aparecían en la trampilla en “Perdidos”, que para el caso es lo mismo……..

Para acabar, dejar claro que el Criterio de Kelly es una cosa y la Martingala y similares otra. El Criterio de Kelly sigue una lógica. A mí no me gusta por el excesivo riesgo que conlleva, pero esa es mi opinión. Ya digo que tiene una lógica. Al resto de “métodos para determinar la cuantía del stake” yo no se la veo……

Por cierto, usando el software de Betdecision en las recomendaciones de apuestas nos da un porcentaje de que ocurra algo, porcentaje que se puede usar perfectamente en el Criterio de Kelly.

métodos para determinar la cuantía del stake


Colaboradores en el blog

Gestión monetaria del stake

Hoy hablamos de la gestión monetaria del stake, donde @Ragacar continúa sus artículos sobre estrategia de apostante.

Una vez que tenemos claro que es el stake y que método seguimos para calcularlo (fijo o variable), las preguntas lógicas que nos asaltan son: “Bien, ¿y qué porcentaje apuesto?” y “¿siempre apuesto el mismo porcentaje?”. Las respuestas serian “depende” y “no”, respectivamente. Vamos a ver todo esto.

Gestión monetaria del stake

El stake, queda dicho, es la cantidad de dinero que empleamos en una apuesta. Ampliando esta definición, el stake se representa por números que van desde el 1 hasta el 10. Así, hablamos de stake 1, stake 2, y hasta el stake 10 (también se puede hablar de stake 0,5, 1,5, 0,25……pero a efectos de simplificar me centraré en números enteros). Estos números representan la confianza, o la probabilidad que vemos de que salga adelante una apuesta. Stake 1 se aplicaría a una apuesta en la que no tenemos gran confianza y stake 10 a una que vemos segura. Esto en teoría. En la práctica raro es moverse en stakes altos.

Bueno, y estos números ¿para qué sirven?

Pues para ver cuánto apostamos cada vez, porque cada número de stake está asociado a un porcentaje del bank. Mejor dicho, la unidad de stake está asociada a un porcentaje del bank. Ejemplo de gestión monetaria del stake: decidimos que la unidad de stake equivalga al 1% de nuestro de bank. Esto quiere decir que en un stake 1 apostaremos un 1%, en un stake 2 un 2%, en un stake 10 un 10%.

¿De qué depende elegir un porcentaje u otro mayor o más pequeño?

Pues de lo agresivo o arriesgado que uno sea. Un porcentaje del 1% por unidad de stake en mi opinión está al borde del riesgo excesivo, yo tengo la unidad fijada en el 0,5% del bank. Del mismo modo, moverse constantemente con stakes altos, tipo 7, 8, incluso 4-5, es una gestión del bank excesivamente arriesgada. Raro es encontrar apuestas que sea tan, tan, tan seguras. Si, sé que todos hemos visto una vez claro, claro, claro el resultado de un partido y lo hemos acertado. ¿Pero cuantas veces lo hemos fallado viéndolo igualmente claro? Y no me refiero solo apostando, me refiero a conversaciones con los amigos, o pensándolo nosotros solos….Tendemos a recordar estos grandes aciertos y tendemos a olvidar los grandes fallos….

Bueno, retomo el tema. En mi humilde opinión una gestión razonable del bank seria moverse en stakes 1-2, a veces 3, y muy puntualmente por encima. Prácticamente veo imposible lo del stake 10. Y con una unidad de stake del 0,5% del bank. De esta forma, las jugadas habituales estarían entre el 0,5%-1,5% del bank, que es lo que corresponde a los stakes 1, 2 y 3. Son cifras muy razonables para empezar en esto, probar diferentes tipos de apuesta, diferentes maneras de apostar y no arruinarnos cada vez que cambiamos algo.

Stake y cuotas

He escrito que el inclinarnos por uno u otro stake depende de la confianza que tengamos en que la apuesta vaya salir ganada. Es correcto, pero incompleto a mi modo de ver. También debemos de tener en cuenta las cuotas. El hecho de que una cuota sea más alta o más baja de lo que esperas puede hacerte variar el stake o directamente no hacer la apuesta. Veámoslo con un ejemplo real:

En el partido Leganés-Real Madrid me planteo apostar a over 9,5 corners. Lo haria a stake 1, o puede que 0,5, siempre que tenga una cuota por encima de 2-2,1. Vemos que está a 2,20. Parece bastante razonable, así que la decisión de entrar con stake 1, o 0,5 (stake 0,5 seria apostando un 0,25% del bank, es decir la mitad de un stake 1) dependerá un poco de la percepción a la hora de hacer la apuesta. Con una cuota 2 seguramente entraría con stake 0,5, con 2,2 me inclino más al stake 1.

Ahora, si la cuota fuese de 1,8 no entraría, me parece demasiado baja para el riesgo asumido. Y ojo, 1,8 es una buena cuota en la mayoría de los casos, pero en este no.

Si la cuota fuese, no sé, de 6, habría que pensar si algo se nos ha pasado por alto y en estos casos hay que tener presente lo siguiente: Si algo es demasiado bueno para ser verdad probablemente sea porque no es verdad, es decir, que algo hemos pasado por alto que hace que la cuota sea tan elevada. Así que si después de repasar todo bien no vemos el motivo de esa disparidad entre nuestra cuota y la de la bookie, mejor no apostar o hacerlo a un stake bajísimo.

Aclaraciones sobre gestión monetaria del stake

Dos aclaraciones finales: Una, esa cuota de 6 en apuesta O/U 9,5 corners es prácticamente imposible verlas, la he puesto a modo de ejemplo nada más.

Dos: El Leganés-Real Madrid no es partido para apostar a Over 9,5 corners, no se suelen sacar tantos en Butarque y el Madrid no se juega nada, no sabemos cómo van a salir los jugadores y no tenemos datos suficientes con Zidane fuera de casa. Pero a efectos de ejemplo para explicar lo que quería me venía muy bien.

Cómo no, la asignación de probabilidades y cuotas de BetDecision será de gran utilidad para la gestión monetaria del stake.

gestión monetaria del stake